Saltar al contenido
Documentalistas

Las impresoras 3D en bibliotecas públicas.

octubre 20, 2019
Impresora 3D bibliotecas publicas

La adaptación de las bibliotecas públicas.

Las bibliotecas han ido introduciendo equipamientos, servicios y actividades que permitan a los usuarios desarrollar sus capacidades de aprendizaje, creatividad e información. Incuso algunas cuentan con salas de coworking y de makerspace.

El objetivo es fomentar que la biblioteca también sea un espacio de creación e innovación, estimulando que sean los usuarios los que creen sus objetos o maquetas.

Muchísimas bibliotecas públicas en Estados Unidos cuentan con impresoras 3D, sin embargo en Europa son todavía muy pocas.

En España solo la Biblioteca Municipal del Ayuntamiento de Arucas tiene impresoras 3D al servicio de los ciudadanos.

Las bibliotecas y las impresoras 3D

Para los usuarios de las bibliotecas públicas, que tengan impresoras 3D supone que puedan ir e imprimir objetos en 3D llevando ellos mismos el material para realizar la impresión o bien pagando el material usado para imprimir el objeto al bibliotecario.

También las bibliotecas suelen ofrecer a los usuarios jornadas formativas en impresión 3D.

Para las bibliotecas supone un aumento de usuarios, usuarios, tal vez de un perfil distinto al habitual de una biblioteca pública.

Sin embargo, la lista de problemas que surge son:

  • Coste elevado del mantenimiento de las impresoras 3D.
  • Formar al personal de la biblioteca en el uso de las impresoras 3D.
  • Contenido que se imprime*

*¿Qué objetos puede y que no puede permitir un bibliotecario que se imprima en 3D?

Es importante establecer normas de uso que orienten a los usuarios en la manera de utilizar las impresoras de forma adecuada y legal.

¿Cuál es tu opinión?

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial